Ashleigh Moolman-Pasio, ciclismo como forma de vida

Rocacorba es una de las ascensiones más duras de las cercanías de Girona, de visita obligada en el peregrinaje de multitud de ciclistas que visitan la zona. Este conjunto montañoso de origen volcánico fue la inspiración para una idea que la ciclista sudafricana Ashleigh Moolman-Pasio tenía en la cabeza, crear un espacio único para ciclistas aficionados de todos los niveles, con una vocación especial por el ciclismo femenino, un lugar donde relajarse, disfrutar y entrenar en un territorio ciclista como pocos, cosmopolita a la par que tranquilo, en un entorno rural en el corazón de Girona, en estas condiciones nace Rocacorba Cycling.

Decidimos no dejar escapar la oportunidad de hablar con Ashleigh, concentrada con su equipo CCC-LIV, queríamos que nos explicara de primera mano sus inicios, porque empezar este negocio en Girona y cómo ve el ciclismo femenino, en auge pero con mucho recorrido por delante.

CARRERA PROFESIONAL

¿Cómo fueron tus inicios en el ciclismo de competición?

«En la universidad hice mucho deporte, pero en Sudáfrica los deportes principales son el hockey, el tenis, el atletismo y no encontré un deporte que encajara completamente conmigo. Luego conocí a Carl (esposo y ex-profesional) y me metí más en el mundo del ciclismo, él solía utilizar bicicletas de alta gama y, al principio, me sentí bastante intimidada. En realidad, empecé bastante tarde, porque cuando era muy joven me gustaban las bicicletas, pero nunca pensé en vivir del ciclismo como profesional.

Un día hicimos un paseo en bicicleta, con Carl, mi padre y mis entrenadores, hicimos una subida muy dura y empinada, yo iba en una bicicleta de principiante y no tenía idea de montar en ella, pero mantuve el mismo ritmo que el resto y creo que ese día probablemente vieron por primera vez mi potencial como ciclista.

Así que empecé a correr y entrenar más y más con Carl, y mis comienzos como corredora no fueron tan fáciles, sabía que tenía potencial pero me llevó un tiempo ser capaz de alcanzar un buen rendimiento. Cuando estás compitiendo debes estar preparada para salir de tu zona de confort, tienes que aprender a manejar situaciones dolorosas y entrenar a tu cuerpo para que se agarre y se agarre bien, para que permanezca con los líderes.»

¿Cuando empiezas a creer que vas a ganar el Campeonato Sudafricano?

«Comenzó porque vi mi potencial y mis buenos resultados en los entrenamientos, así que decidí creer que podría ser posible. No siempre cuando tienes buenos ‘números’ en el entrenamiento significa que tienes los mismos números en las carreras.

Empecé a trabajar duro para el equipo, cerrar las escapadas y ese tipo de cosas, terminé algunas carreras en buena posición y empecé a pensar que podía ganar una carrera, también tuve algunas lecciones duras, pero tú construyes tu experiencia carrera tras carrera.

2012 fue la primera vez que gané el campeonato nacional y fue porque estaba realmente preparada y experimentada. Me sentí muy cómoda, cuando estás compitiendo, sintiéndote bien y cómoda con tus posibilidades creo que es una de las cosas más importantes.»

¿Tienes algúna carrera favorita?

«Al principio de mi carrera tal vez era puramente una escaladora en las carreras de varios días pero, a medida que crecía en mi carrera cambió, así que tengo una carrera favorita de un día y también una carrera de etapas.

Durante el inicio de la temporada te concentras en las clásicas y en las carreras de un solo día, en la mitad de las carreras por etapas y finalmente ya en los campeonatos del mundo, una carrera de un día.

Mi carrera clásica favorita es Flèche Wallonne, me gusta mucho la llegada y las subidas cortas y empinadas, y de las carreras por etapas, tal vez Emakumeen Bira, una de mis primeras carreras por etapas en mi carrera profesional, y también el Giro Rosa

Cuando estás compitiendo, ¿cuál es para ti el mejor y peor momento?

«Realmente disfruto ese momento en el que tienes que estar en el lugar correcto en el momento correcto. Realmente sientes la tensión en el pelotón, tus compañeros de equipo trabajan duro para que estés allí ¡Tienes que estar ahí y atacar!

Y el peor… Definitivamente cuando llueve, a veces piensas – ¿Qué estamos haciendo aquí!? -«

Grandes momentos vividos en la competición

«No es fácil de responder, la multitud es una de las cosas más importantes, cuando estás en esas subidas duras dando todo y la multitud está gritando, puedes sentir la energía y es genial cómo esa sensación puede empujarte más lejos y en el ciclismo de mujeres no siempre ocurre.

Otro gran recuerdo para mí fue una carrera en el País Vasco, en 2017 corría en San Sebastián y había otro equipo con 2-3 grandes corredores, y en las etapas pasadas no podía ganar porque no era capaz de atrapar a todos. En la última etapa en San Sebastián, fue una subida muy dura pero de pronto se puede ver el mar, di todo lo que tenía y conseguí la victoria, ¡y el público se volvió loco! fue un gran momento para mí.»

CICLISMO FEMENINO

Tu opinión acerca de la situación actual y futuro del ciclismo femenino…

«Es bueno ver todos los cambios que están ocurriendo, a veces estoy un poco frustrada con la UCI porque, en mi opinión, hacen las cosas en el orden equivocado. 

Ahora necesitamos más exposición en la televisión en vivo y luego se puede introducir el salario mínimo y cosas como este tipo de regulaciones. Ahora no tenemos demasiada exposición y es difícil si la organización del evento no confía en el ciclismo femenino.

Así que lo mejor que podemos hacer por el ciclismo femenino es crear algo nuevo, hacer nuestras propias carreras, de lo contrario siempre estaremos a la sombra del ciclismo masculino. Por supuesto que es bueno competir en las clásicas como Flèche Wallonne o Amstel Gold Race y es bueno si corremos cerca de la hora de los hombres, pero en otras carreras como la de Lieja-Bastogne-Lieja salimos muy temprano y apenas hay público que asista a las carreras.

Creo que el ciclismo masculino también está teniendo algunos problemas, así que tal vez no es la mejor idea para el ciclismo femenino copiar todo lo que está sucediendo en los hombres. Para mí el futuro del deporte en el ciclismo femenino es probar algo nuevo, pero es muy difícil de cambiar porque este deporte es muy clásico e histórico. Necesitamos energía fresca y gente nueva para gestionar los eventos, es realmente especial tener mucha tradición y cultura en el ciclismo, pero también bloquea el deporte.

He visto un gran crecimiento en los últimos años del ciclismo femenino en Catalunya, hay más salidas en bicicleta organizadas por mujeres, paseos en grupo, hay más mujeres que eligen participar y ser parte de la comunidad ciclista.

Hay algunas marcas que están trabajando en la dirección correcta para mejorar e impulsar el ciclismo femenino. Lo bueno es que cuando las marcas piensan en las mujeres con respeto, y utilizan los mejores componentes y materiales, para hacer bicicletas o ropa para mujer.

Al principio era un poco frustrante ver la diferencia entre el ciclismo de hombres y mujeres, pero ahora creo que lo mejor que puedes hacer es esforzarte todo lo posible para mejorar, paso a paso, y tratar de cambiar lo que no te gusta de él.»

ROCACORBA CYCLING

¿Qué nos puedes contar acerca de este interesante proyecto?

«A lo largo de los años he visto algunos «problemas» o dinámicas en el ciclismo, mi mente nunca se detiene, así que he tratado de encontrar una solución. Mi gran visión era que las diferentes partes que componen el ciclismo deben estar juntas, en orden.

Por ejemplo, el ciclismo profesional, el cicloturismo y los eventos están muy desconectados la mayor parte del tiempo, sería como un sueño tener mi propio equipo femenino conectado con otras actividades como el cicloturismo e incluso eventos.

El primer paso es tener una actividad relacionada con el cicloturismo, y aprovechamos la oportunidad para poner en marcha algo en esta zona que nos encanta (Girona Catalunya).

Para mí, Rocacorba Cycling habla de compartir mi pasión con gente a la que le gusta sentir ese tipo de vibraciones y ver cómo funciona un equipo profesional, hay una conexión muy estrecha entre los profesionales a tiempo completo y la gente que vive el ciclismo en otro nivel, el objetivo es crear interés y comunidad alrededor del área y la gente.»

¿Y de cara al futuro?

«Nuestro objetivo es dar una experiencia completa a la gente que viene a nuestra casa, para la gente que viene de todo el mundo, pero también para la gente local, porque siempre es importante respetar a los locales y la tradición de la que estamos tan enamorados.

Por supuesto, también traemos más y más ciclistas de todo el mundo.»

¿Cómo combinas tu vida como ciclista profesional y Rocacorba Cycling?

«No podría hacer lo que hago sin el gran equipo que me rodea, más que toda mi familia y mi marido.

Por supuesto, a veces es un poco estresante pero también me ayuda, no soy capaz de concentrarme en una sola cosa, tener mis proyectos y mi negocio fuera del ciclismo me ayuda, a desconectar y estar más motivada y enfocada en mis metas.»

GIRONA/CATALUNYA

¿Por qué escogiste Catalunya como residencia?

«Vivíamos también en el norte de Italia, cerca del Lago Maggiore, era muy bonito, pero no encontramos la sensación que estábamos buscando y no nos sentimos como en casa. En Girona encontramos lo que estábamos buscando, en los últimos 2/3 años muchos ciclistas han venido a Girona y la comunidad ciclista es bastante grande, el lugar es impresionante y nos sentimos muy bienvenidos. La gente aquí es muy cálida y de mente abierta.

Es un lugar donde hay un buen equilibrio para ser un profesional y tener también una vida normal, fue increíble que encontráramos este lugar. Hacía tiempo que teníamos el deseo de venir aquí y comenzar nuestra actividad, y pocas situaciones nos dan la posibilidad de hacerlo, así que ¿por qué no? No fue nada fácil, pero «poc a poc» (paso a paso) lo hicimos.

Quiero ofrecer a la gente de todo el mundo la posibilidad de vivir la experiencia de montar en bici en este hermoso lugar, carreteras impresionantes, comer buena comida y conocer gente buena.«

Fotos de entrevista y Rocacorba Cycling por: Brazo de Hierro
Fotos de acción por: Oliver Grenaa

Deja un comentario