Sarah J. Swallow, La Ruta del Jefe

Recientemente llamó nuestra atención una carrera en los Estados Unidos, al sur del país, el entorno fue lo que primero llamó nuestra atención. La carrera, llamada La Ruta del Jefe, transcurre entre el Valle de San Rafael y las montañas de Santa Rita, cerca de la frontera sur de Arizona. La aspereza visual y la belleza del lugar despertaron nuestro interés, ¿quién está organizando esto? Sarah J.Swallow es una de las mujeres más activas en la escena mundial del ciclismo, escritora, embajadora de marcas, galardonada como ‘Exploradora del año’ por bikepacking.com en 2015… Sarah puede organizar eventos o abrir un nuevo camino en una ruta de bicicletas por descubrir, impresionante.

Queríamos hablar con Sarah para saber más sobre la carrera que organiza en uno de los lugares más sugestivos, por diferentes razones, de Estados Unidos.

RUTA DEL JEFE

¿Qué es La Ruta del Jefe?

«Ruta del Jefe es una carrera de aventura de 201 kilómetros de largo que sigue caminos de tierra alrededor de las montañas de Santa Rita, la guarida de uno de los únicos jaguares norteamericanos que vive en los Estados Unidos, El Jefe. El evento nació a raiz de una ruta de bikepacking que desarrollé para Bikepacking.com llamada, The Sky Islands Odyssey. La Odisea de las Islas del Cielo (y la Ruta del Jefe) se encuentra en la región de las Islas del Cielo del Desierto de Sonora, en la frontera México-Estados Unidos, en el sur de Arizona. Es uno de los lugares con  mayor biodiversidad del mundo y uno de los lugares más hermosos para montar en bicicleta, la región está plagada de muchas amenazas ambientales y una crisis humanitaria que la mayoría de la gente desconoce.»

Sobre el lugar y la carrera…

«La primera vez que visité el sur de Arizona fue hace unos años para un trainingcamp de ciclismo con Benedict Wheeler (Ultraromance), me sorprendió la diversidad de paisajes, la red de caminos de grava y el clima ideal en los meses de invierno, cuando tenía antojo de sol y clima cálido. Después del campamento inmediatamente empecé a planear una ruta de ciclismo para explorar la región más a fondo. Visité la región siete veces entre 2017-2018 para explorar, recorrer y enlazar las muchas carreteras mal trazadas de la región, y en última instancia juntar tres rutas en una: un recorrido completo, uno oeste y uno este de diferentes longitudes y dificultades. Mientras exploraba estas rutas, los problemas ambientales, políticos y humanitarios en esta región eran evidentes y a medida que empecé a hacer más investigaciones para las guías de ruta, se hizo inevitablemente obvio para mí que era una gran parte de la historia de esta tierra.»

Objetivos

«El objetivo de Ruta del Jefe es desafiar a los riders para que se enfrenten al Bucle Este de la Odisea de las Sky Islands en un solo día, a la vez que aumentan la conciencia sobre las amenazas ambientales y políticas que afectan a esta región. Algunos de los temas clave que destaco a través de Ruta del Jefe es la amenaza ambiental que la planeada Mina de Cobre Rosemont (una mina de cobre a cielo abierto de una milla de profundidad y una milla de ancho) y la Orden Ejecutiva 13767 (que exige la construcción de un muro sólido físico a lo largo de la frontera) tendrían sobre el hábitat de la vida silvestre y las especies migratorias, la calidad del agua y la recreación al aire libre en la región de las Islas Sky. Otro tema que destaco es la actual política nacional de Estados Unidos para regular la migración ilegal a través de la «Prevención a través de la disuasión», que disuade el tráfico de migrantes ilegales hacia terrenos más hostiles, menos aptos para ser cruzados y más aptos para la aplicación de la ley. Como resultado de esta estrategia, cientos de migrantes indocumentados sufren o mueren de deshidratación, inanición y el viaje extremo a través del desierto cada año, dentro de estas tierras fronterizas es donde se desarrolla la Ruta del Jefe.

Creo que montar en bicicleta en la región de las Sky Islands ofrece una perspectiva única sobre estos temas. Además, ya que tenemos el privilegio de viajar en bicicleta por lugares hermosos, es nuestra responsabilidad entender el panorama general de la historia de la región que recorremos, lo que es especial y único en ellos, cuáles son las amenazas y cómo podemos ayudar. Así que con Ruta del Jefe el costo de la inscripción es una propuesta de donación para Save the Scenic Santa Ritas o No More Deaths. También pedí a los representantes que hablaran con los riders en nombre de organizaciones como Save The Scenic Santa Ritas, No More Deaths, The Northern Jaguar Project, y la Appleton-Whittell Research Ranch of the National Audubon Society. Las presentaciones tuvieron lugar la noche anterior a la carrera para dar a los participantes un mayor contexto para el terreno por el que correrían al día siguiente.»

HECHOS DESTACADOS

FIN DE SEMANA. Planeando una carrera épica en un lugar épico

«El evento se llevó a cabo en el entorno remoto y privado del histórico rancho Appleton-Whittell Research Ranch en Elgin, Arizona, que está rodeado de pastos de altura preservados de 30 años de antigüedad y hábitats preservados para cientos de especies de aves, reptiles e insectos. Los ciclistas que se dirigían desde Tucson fueron recibidos por un sinuoso camino de tierra a través de altos pastos y vistas panorámicas de 360 grados de la región de las Sky Islands y, en última instancia, por el respiro de las históricas casas de adobe donde se registraron e instalaron el campamento (o campamento para automóviles) y se mezclaron con otros ciclistas que llegaban de lugares lejanos como Canadá, Nueva York, Oregón, Idaho, Colorado y California. Poco después del check-in Dan Levenson y The Cat Mountain Rounders nos dieron una serenata con música de antaño mientras Benedict (Ultraromance) cocinaba una cena sabrosa vegetariana/láctea/libre de gluten que fue muy apreciada por todos. Benedict estudió nutrición deportiva en la universidad y tiene una larga y exitosa historia en la que se ha convertido en un atleta superior que se remonta a sus días de fisicoculturismo, a sus días de carreras en carretera, y aún hoy en día como atleta profesional de «estilo de vida». Está bien entrenado en el campo de la alimentación saludable, la cocina y el suministro de nutrientes adecuados a los atletas. Poco después de que nuestras barrigas se hubieran llenaron apropiadamente, la banda empacó y las presentaciones comenzaron a envolver la noche de una manera iluminadora, educativa, enraizada e inspiradora.»

CARRERA. ¿Qué espera a un corredor que quiere hacer La Ruta del Jefe?

«La carrera comenzó el sábado a las 7 de la mañana en punto con el desayuno proporcionado por Benedict y las bebidas espresso de mis amigos Ty and Julia. Tuvimos mucha suerte con el tiempo (nevó dos días después) y a los pocos minutos de la salida de la carrera vimos un hermoso amanecer sobre las montañas Mustang. Fue un buen comienzo del día. La carrera fue rápida. Los vientos de cola en el lado oeste del campo han propiciado unos tiempos increíblemente rápidos (el primero fue de 7,5 horas) a pesar del terreno técnico a lo largo de la ruta. Mi meta personal era terminar de ver la puesta de sol en el rancho otra vez y eso fue lo que hice. Después de un mes y medio de planificación, una semana de filmación para la película Ruta del Jefe y 10 horas de carreras, regresar a la propiedad del rancho para ver la luz del atardecer púrpura y rosa sobre las montañas Mustang fue una experiencia surrealista y eufórica para mí. El punto culminante de mi día fue compartir historias de guerra alrededor de la mesa con otros corredores mientras esperábamos a que los ~30 restantes terminaran en la oscuridad con temperaturas por debajo de los -1 grados. Desde donde estábamos esperando pudimos ver los faros de los ciclistas que iluminaban la colina de la propiedad del rancho en la oscuridad. A partir de ese momento todavía les tomaría entre 45 minutos y una hora llegar a la meta, pero me encantaba ver los faros mientras entraban. Me impresionó tanto que a pesar del largo día, pedaleando en la oscuridad y con temperaturas heladas, todos los que volvían tenían una sonrisa en la cara. Fue un grupo fuerte y agradecido.»

MÁS…

CICLISMO. ¿Qué es el ciclismo para Sarah J.Swallow?

«Para mí, el ciclismo es la mejor manera de experimentar el mundo y de conectar con la tierra y con otras personas. También me desafía física y mentalmente en formas que me hacen más fuerte para cualquier cosa que la vida me arroje y alimenta mi alma de una manera que me motiva a trabajar duro para que pueda seguir explorando las posibilidades que la bicicleta puede ofrecer.»

MUJERES EN CICLISMO. ¿El futuro del ciclismo?

«En cuanto a la bicicleta y las mujeres en 2019, creo que se está gestando un movimiento para lograr una mayor representación y más oportunidades dentro de la industria de la bicicleta como resultado de una mayor conexión y desarrollo de la comunidad entre las propias mujeres/trans/femme (WTF) ciclistas. Hay tantas de nosotras saliendo y haciendo cosas extraordinarias en bicicletas, ninguno de nosotras se conocía o hablaba con la otra. Como uno de las cofundadoras de la WTF Bikexplorers Summit and Rides Series, vimos el impacto de conectar, apoyar y celebrar a las ciclistas de la WTF que utilizan sus bicicletas para explorar, creando un espacio donde podríamos compartir nuestras experiencias y discutir lo que nos gustaría ver en el futuro. A los pocos meses de la cumbre empezamos a ver más WTF y POC representadas como embajadoras de la marca para el deporte del ciclismo, y más campañas de marketing diseñadas para nuestro mercado. Creo que 2019 se trata de construir más comunidad para una voz mayor y más fuerte para mantener este impulso en el futuro.»

Polivalente, escritora, ciclista aventurera, embajadora de marca, organizadora de eventos en el que participa de muchas maneras en el ciclismo, cuales la parte de la que más disfrutas. ¿tienes una favorita?

«Obviamente hago todas estas cosas para poder vivir una vida en la que pueda andar en bicicleta porque eso es lo que realmente me hace feliz y saludable. Sin embargo, con el tiempo me he dado cuenta de que necesito equilibrio en mi vida. No puedo viajar todo el tiempo porque eso me hace sentir egoísta y aislada de mi comunidad. También soy una de esas personas que si el ciclismo no me hubiera salvado la vida, estaría trabajando demasiado en una oficina en algún lugar. Soy muy trabajadora, me gusta mucho trabajar, así que el ciclismo me ayuda a romper con eso y a estar presente conmigo misma y con los que me rodean. Por otro lado, la organización de eventos, la representación de marcas, la escritura y el desarrollo de rutas, me permiten trabajar el ajetreo de una manera saludable, divertida y gratificante que sostiene mi estilo de vida. ¡Me encanta todo esto!»

Fotos de: John Watson / The Radavist